Google+

sábado, 27 de abril de 2013

Fracaso del gobierno y de la oposición. El acuerdo previo a la designación de Lehendakari evitaría este teatrillo.


La inmensa mayoría de los ciudadanos pasa de la pelea presupuestaria que durante meses han mantenido el Gobierno del PNV y la oposición. Ha sido más una disputa de posiciones que un debate estrictamente presupuestario, donde cada cual ha aplicado su estrategia, definida en razón al lugar que cada cual ocupa en la dinámica Gobierno versus oposición. Los ciudadanos no les creen, ni a uno ni a otros, pues saben bien que cualquiera de ellos actuaría de manera distinta a como lo está haciendo si en lugar de estar en la oposición estuviera en el Gobierno y viceversa. No es una cosa de ahora, viene de lejos. Ninguna formación está en condiciones de construir unos presupuestos alternativos en coherencia con lo que se indica en las enmiendas a la totalidad. Ni existen presupuestos alternativos a los presentados por Urkullu, como tampoco existen a los presentados en su día por José Luis Bilbao, Javier de Andrés y Martín Garitano para las Diputaciones de Bizkaia, Álava y Gipuzkoa. Ni siquiera Bildu a quien más se le debería exigir en este terreno, dada su «vocación transformadora y radical».

La razón es bien sencilla. Gobierne quien gobierne una parte importantísima del gasto público está comprometido por obligaciones derivadas de los capítulos I, II y IV, sin que quede margen suficiente para hacer grandes virguerías alternativas. El margen existente en los años de bonanza se ha reducido drásticamente estos cuatro últimos años. (Hasta aquí, Xabier Gurrutxaga ayer en Vovento).

Cada vez tengo más claro que solo si se obliga a pactar antes de formar gobierno, con o sin "cónclave a pan y agua", y obligamos a acordar antes de nombrar Lehendakari, nos ahorramos este teatro pseudo parlamentario y aseguramos un presupuesto que por mucho que digan los actuales gobernantes, es imprescindible para ejercer su mandato con racionalidad.

Mafalda ... escéptica ... también.


viernes, 26 de abril de 2013

El peligro de la radicalización

Acabamos de vivir el fracaso de la convocatoria del 25-A "Asedia al Congreso", que apenas convocó a un millar de personas, pero que marca una peligrosa tendencia: la radicalización, frente a las protestas relativamente pacíficas que hemos vivido hasta el momento. Baste decir que ninguna organización política con asiento parlamentario se atrevió a apoyar la convocatoria de ayer que intentaba acercarse al Congreso.

Lo mismo ocurre con los escraches, o con los incidentes que empiezan a brotar en las universidades. 

La ola de descontento se está transformando a pasos agigantados en desesperación, una materia altamente inflamable.

4 minutos recordando Gernika


Rajoy, con una mentira suele irse muy lejos, pero sin esperanzas de volver

Cuando se escriba la historia de esta gran depresión del siglo XXI, si es que algún día se acaba, que nadie olvide quién puso más de su parte para agravar la depresión, agudizar el dolor y llevar a la miseria a millones de personas en media Europa. Se llama Angela Merkel. Ella no provocó la crisis, claro que no. Ella tampoco es la única culpable, no es tan simple. El egoísmo alemán no perdona nuestros aeropuertos peatonales, nuestra corrupción sistémica, nuestro fallido sistema fiscal ni nuestra burbuja inmobiliaria. Pero Merkel es la máxima responsable de que esta crisis se haya alargado innecesariamente. Es ella quien ha embarcado a Europa en esta locura donde un punto de inflación es más preocupante que un 26% de paro. Es la doctora sádica que aplica esta medicina envenenada.

La crisis de la deuda que explotó en 2008 fue global. No hay duda de eso. Pero solo Europa sigue atrapada en ella, mientras el resto del planeta ha salido del pozo.

Todas las demás zonas económicas del mundo han aplicado la misma receta: inyectar dinero a carretadas en la economía para así salir del bache; apretar a fondo el acelerador sin preocuparse de la inflación ni tampoco por el aumento de la deuda pública. Sus bancos centrales han comprado sus bonos del estado para garantizar la solvencia de las cuentas públicas y que el pago de intereses no se coma la mitad de los presupuestos. Lo ha hecho Estados Unidos, lo ha hecho Reino Unido, lo está haciendo Japón. Lo ha hecho todo el mundo menos la zona euro, que sigue el camino de la austeridad por el empecinamiento de Merkel: una suerte de penitencia moral, que solo está provocando dolor sin expiar los pecados. Cinco años después, seis millones largos de parados, dos millones de familias sin ingresos en España, media Europa sumergida y la propia industria alemana tocada por la caída del mercado europeo, ¿qué más evidencias hacen falta de que vamos por el camino equivocado?


Y, si encima, estamos gobernados por políticos mentirosos, donde la corrupción y el robo sistemático sigue siendo perdonado ...

“Con una mentira suele irse muy lejos, pero sin esperanzas de volver”. (Proverbio arameo).

jueves, 25 de abril de 2013

El problema con el mundo ...


Un 25 abril que nunca deberíamos de olvidar. Portugal. Grandola, Villa Morena tierra de fraternidad.


Grandola, Villa Morena tierra de fraternidad,

el pueblo es quien más ordena dentro de ti,
oh ciudad.

Dentro de ti, oh ciudad, el pueblo es quien más ordena,
tierra de fraternidad, Grandola, Villa Morena.
En cada esquina un amigo, en cada rostro igualdad,
Grandola, Villa Morena tierra de fraternidad.
Grandola Villa Morena en cada rostro igualdad
el pueblo es quien más ordena dentro de ti,
oh ciudad.

A la sombra de una encina de la que no sabía su edad
juré tener por compañera Grandola, tu voluntad.
Grandola, tu voluntad juré tener por compañera,
a la sombra de una encina de la que no sabía su edad.
El pueblo, derrotando a la dictadura tomó el poder,
y las armas, con la ayuda de los civiles
se convirtieron en claveles.

¡Color rojo en aquellas calles!
¡Olor a flores en aquellas calles!
¡También la victoria en aquellos pueblos!
¡Y en las caras de los niños!




Tamos hasta los ... del Barça y del Madrid.

A algunos, históricamente, nunca nos ha gustado el Real Madrid. Lo cual no tiene nada que ver con las gentes que en su ciudad o en cualquier otra parte de la península o del planeta se enorgullece de llevar la camiseta blanca, símbolo para ellos de triunfo y poderío, algo que, en la mayoría de las veces, contrasta con su situación personal. Probablemente tenga mucho que ver el franquismo, el postfranquismo y su "puturru de fua", pero entre unos y otros, consiguieron que me resultase un equipo "antipático", muy "del régimen" y "símbolo del poder". Y así se ha quedado.

El Barça era otra cosa. Era el único capaz de hacerle sombra y al principio hacía gracia y hasta gustaba. pero tanto repartirse los triunfos entre uno y otro, dejar tan claro que los campeonatos o ganaban los blancos o los blaugranas, llegó a terminar resultando que tanto monta, monta tanto, Isabel como Fernando, que, traducido, viene a ser : "estamos hasta los cojones del barça y del madrid".

Y llegados a este punto, incluso me ha sorprendido la unanimidad que he presenciado estos dos últimos días, aunque sea en el tema "deportivo-político" de estas dos últimas semifinales, donde muchos hemos coincidido, sin que sirva de precedente, con Merkel y sus colegas. 

No tengo nada especial a favor de los equipos germanos pero sí que tengo ganas de bajar del guindo a los dos equipos que me quedan mas cerca, de los que estoy harto de su prepotencia a todos los niveles y a los que me gusta verles perder de vez en cuando, aunque solo sea para demostrar que son humanos y que a lo mejor el milagro se puede volver a repetir este sábado.



miércoles, 24 de abril de 2013

El que calla no siempre otorga ...


La desobediencia retrospectiva o los que protestan en democracia pretendiendo convertir en dictadura lo que no lo es


En general las revoluciones nunca se les hacen a los gobernantes realmente autoritarios e intransigentes, sino a sus sucesores más débiles y menos intimidatorios: no a Luis XIV sino a Luis XVI, por decir algo. También hay muchos más candidatos para enfrentarse a los gobiernos democráticos que para rebelarse contra las dictaduras. A Franco, que fondeaba su yate ‘Azor’ en plena bahía de La Concha durante semanas y se paseaba por San Sebastián con menos medidas de seguridad de las que necesitarían el Rey o Rajoy para hacer el mismo recorrido, no solían hacerle algaradas ni escraches, aunque motivos no hubieran faltado. Por supuesto, el clima levantisco y disconforme que reina en las democracias –frente a la placidez letal de las dictaduras– es un activo político y social a su favor. Ya el viejo Montesquieu advirtió que si acercamos el oído a un país y no se percibe ni el vuelo de una mosca seguro que se trata de una tiranía, mientras que si se escuchan gritos indignados, polémicas y voces escandalizadas de descontento seguramente estamos ante una nación libre.

De modo que solo cabe felicitarse de que los ciudadanos aprovechen las garantías que les brindan las instituciones democráticas para expresar sus reivindicaciones y sus quejas. Lo malo, sin embargo, comienza cuando los disconformes que quieren hacerse oír se empeñan en manifestar su desacuerdo transgrediendo las normas de la propia democracia y sobre todo empeñándose en descalificarla como si fuese en el fondo la peor de las dictaduras, aunque, eso sí, astutamente disimulada.

En nuestro país, las leyes son vistas como formas de violencia comparables a cualquier otra coacción ilegal: quien las trasgrede considera que sus motivos personales son tan válidos como los acuerdos colectivos de quienes pretenden hacerlas cumplir. Naturalmente, procura que esa transgresión le salga gratis porque si no…¡vaya democracia que tenemos! Cuando desobedecen a las autoridades actuales, en su imaginación se están enfrentando retrospectivamente a Franco, a Hitler o si me apuran un poco a Calígula. Y además con la ventaja de que su audaz batalla contra la tiranía puede hasta salirles gratis, con un poco de suerte y una ayudita de los biempensantes…

(De Fernando Savater, este pasado domingo, en Vocento)

Las mejores frases de don Quijote aplicadas a la España actual


Este martes 23 de abril de 2013 hemos podido escuchar a muchos políticos parloteando a diestro y siniestro sobre Cervantes y sus obras. Pero.. ¿qué nos diría don Quijote si pudiese observar su España de hoy? La España de los desahucios, los Bárcenas y Urdangarines … Aquí tenemos 15 frases del español más universal que nos vienen como anillo al dedo. Con dedicatorias incluidas …
1. A Luis Bárcenas
“Más vale el buen nombre que las muchas riquezas”.

2. A Urdangarin:
“Cada uno es artífice de su propia ventura”.

3. Al Príncipe Felipe:
“Casamientos de parientes tienen mil inconvenientes”.

4. A los que luchan contra los desahucios:
“De las miserias suele ser alivio una compañía”.

5. A los bancos que desahucian:
“Si acaso doblares la vara de la justicia, no sea con el peso de las dádivas, sino con el de la misericordia”.

6. A los gobiernos de las Comunidades Autónomas:
“La abundancia de las cosas, aunque sean buenas, hace que no se estimen, y la carestía son de las malas se estima en algo”.

7. Al Rey:
“La verdadera nobleza consiste en la virtud”.

8. Al ciudadano medio:
“No hay que tener envidia a los que los tienen príncipes y señores, porque la sangre se hereda y la virtud se aquista; y la virtud se vale por sí sola lo que la sangre no vale”.

9. A los maltratadores:
“Si los celos son señales de amor, es como la calentura en el hombre enfermo, que el tenerla es señal de tener vida, pero vida enferma y mal dispuesta”.

10. A LA SGAE:
“Siendo poeta, podrá ser famoso si se guía más por el parecer ajeno que por el propio”.

11. A Olvido Hormigos:
“El pudor es un encanto que duplica los encantos de la hermosura”.

12. A Rajoy:
“Nada hay más pequeño que un grande dominado por el orgullo”.

13. A Rubalcaba:
“Cada cual, Sancho, es hijo de sus obras”.

14. A los votantes del PSOE:
“Por la calle del ya voy, se va a la casa del nunca”.

15. A los votantes del PP:
“Dad crédito a las obras y no a las palabras”.

Que hayáis tenido un buen “Día del Libro 2013″ y … ¡larga vida al “Sabio de la Mancha”! :D

martes, 23 de abril de 2013

Muchos obstáculos se salvan con un buen libro ...

... y si no, a las imágenes me remito. Feliz día del libro.



Las dos cazuelas de Boston, una acción de guerra contra los EE.UU.


La semana pasada pudimos ser testigos de cómo la suma de pánicos individuales se transformó en una oleada de terror colectivo gracias en gran medida a la decisión de las autoridades de convertir la explosión de dos bombas caseras en una acción de guerra contra EE UU, movilizando a miles de agentes armados y recluyendo en sus hogares a cientos de miles de ciudadanos [se aplicó el toque de queda, como si Boston fuera atacada por un contingente militar enemigo].
La operación gubernativa paralizó la vida cotidiana en un área urbana que suma 4 millones de habitantes, a la mayoría de los cuales se les suministró otra ración del veneno ideológico y sentimental que el Poder difunde con insistencia desde el 11-S: EE UU es víctima inocente de todas las fuerzas del mal habidas y por haber y, por tanto, el Estado tiene derecho a adoptar medidas excepcionales en el propio territorio, incluida la suspensión de derechos civiles fundamentales y, por si fuera poco, también está legitimado para invadir militarmente o realizar "operaciones encubiertas" en cualquier país del mundo [horas después de las explosiones, el FBI y poco después la Casa Blanca anunciaron que la operación para vengar el atentado  perpetrado en Boston se extenderían hasta el último rincón del planeta, sin respetar fronteras].

¡Feliz día del libro!




lunes, 22 de abril de 2013

Barcenas vs Urdangarin




Vascos, italianos, ... con políticos incapaces de acordar y pactar.


Si todo le va bien, el presidente de la República italiana, Giorgio Napolitano, que en junio cumplirá 88 años, tendrá casi 95 cuando termine su segundo periodo en el Quirinal, para el que ha sido reelegido sorprendentemente este sábado pasado. Sorprendentemente porque nadie había considerado que su reelección (tan infrecuente que es la primera en la historia de la República italiana) sería la única salida al punto muerto a que llegó el proceso electoral a cargo de los 1007 “grandes electores” (diputados, senadores y delegados de las regiones), incapaces de lograr la mayoría absoluta a partir de la cuarta votación, 504 votos. No es que hayan llegado a una acuerdo para nombrarlo. Es que han sido incapaces de acordar un nombre nuevo.

Otro ejemplo más de incapacidad por parte de los políticos de llegar a acuerdos. Mal de muchos, consuelo de tontos, pero es evidente que no son solo los políticos vascos los incapaces de presentarse ante su electorado con acuerdos logrados con otros partidos del arco parlamentario.

El Día de la Tierra

Este lunes es el Día de la Tierra. Una fecha para reclamar que bienes naturales como el agua, nuestros bosques o nuestro litoral no deben estar expuestos a intereses privados y especulativos.

domingo, 21 de abril de 2013

¿Dónde están las estrellas?


Un infierno de paredes pintadas con ángeles no es fácil de rediseñar


Un informe elaborado por tres cardenales lo terminó de convencer de que era imposible limpiar el Vaticano, donde hasta la Cosa Nostra guarda sus fondos. La abdicación como manera de sacudir el tablero en la Iglesia.



Más que las querellas teológicas, es el dinero y las sucias cuentas del Banco del Vaticano lo que parecen componer la trama de la inédita renuncia del Papa. Un nido de cuervos pedófilos, complotistas reaccionarios y ladrones, sedientos de poder, impunes y capaces de todo con tal de defender su facción, la jerarquía católica ha dejado una imagen terrible de su proceso de descomposición moral. Nada muy distinto al mundo en el que vivimos: corrupción, capitalismo suicida, protección de los privilegiados, circuitos de poder que se autoalimentan y protegen, el Vaticano no es más que un reflejo puntual de la propia decadencia del sistema.
Tal vez queda mucho por saber. ¿el nuevo Papa  lo hará publico o lo pusieron para ocultarlo? ¿Será ese estilo cercano y humilde  verdadero o  solamente para dar una imagen totalmente diferente a lo que es realmente hoy el Vaticano?


Si a ud. no le gusta no lo haga, pero no viole la libertad de los demás.