Google+

jueves, 8 de octubre de 2015

Viendo que sigue durmiendo en casa, se me acrecienta la sensación de que la justicia no solo no es igual para todos, es que resulta a veces injusta.


Pero a pesar de todo ello :

Rodrigo Rato podrá seguir viajando a Suiza. No podrá ir al Bhutan y tampoco a Tuval, una pena, pero a Suiza, sí. 

Puede que Rato no corra el riesgo de reiteración delictiva, posiblemente porque ya no le queda ni un solo delito que cometer. Puede que Rato no vaya a destruir un caudal de pruebas, porque tiempo y viajes ha tenido para destruirlas todas. Riesgo de fuga a Bhutan y Tuvalu tampoco tiene, porque aquellos minúsculos países son de los pocos en los que no ha cometido fechorías ni tiene dinero, que sepamos. De manera que podrá seguir viajando con su DNI por todos los países de la UE y por Suiza, a comprar cosas para la Navidad que asoma.

La certeza de que hay gente con mucha menos carga delictiva que Rato y esta en la cárcel y el trato recibido por el exvicepresidente del Gobierno, acrecientan la sensación de que la justicia no solo no es igual para todos, es que resulta a veces injusta.