Google+

sábado, 12 de diciembre de 2015

Madrid, calle Alcalá. Reloj del Ayuntamiento.


Madrid, calle Alcalá. Reloj del Ayuntamiento.

Éxito total con el marmitako en Olmeda.



Iñaki & Josu



Al final, han salido más de 150 raciones.



Felicitados por todos los comensales.



Cuatro bonitos grandes enteros, 35 Kg. de patatas, cebollas, ...
Pincha para ver más fotos de la plaza del pueblo.

Una cita con el Marmitako en Olmeda de las Fuentes

Dicen que es apostar sobre seguro retar a un vasco
a hacer algo que le guste
empezando la frase algo así como ...
¿A que no hay huevos ...
y en este caso terminaba así :
... para hacer marmitako como el que tú sabes hacer 
pero para 125 comensales en la plaza de mi pueblo?

Dicho y hecho.

El reto es hoy. Lo contaremos.



viernes, 11 de diciembre de 2015

Un mitin al estilo de los de El club de la comedia.

El número 1 de Podemos por Almería para el Congreso de los Diputados, David Bravo, ha triunfado en las redes sociales con la difusión de un mitin que pronunciaba hace unos días en la ciudad, justo después del debate a cuatro organizado en televisión entre los líderes a los que las encuestas dan opciones de llegar al poder. 

Y es que este abogado, natural de Sevilla y especializado en derecho informático y propiedad intelectual, ha huido del formato clásico del discurso político, y sus intervenciones se parecen más a un monólogo al estilo de los de El club de la comedia.

Una democracia no es una liga de fútbol

Entre otras falacias, la vicepresidenta Sáenz de Santamaría usó durante el debate una mentira en la que el PP insiste y que conviene desmontar: que hay que dejar gobernar a la lista más votada para “respetar a la voluntad popular”. “Es como si un equipo gana la Liga y el segundo, el tercero y el cuarto suman sus puntos para quitarle el título”, argumentó. Seguro que al presidente que tanto lee el Marca esta metáfora le encantó. Pero el argumento es falaz por tres razones bastante fáciles de explicar.
La primera, el pasado. El PP que hoy critica los “pactos de perdedores” durante toda su historia ha usado alianzas con otros partidos para gobernar contra el más votado cuando le ha venido bien. Así lo hizo en el Ayuntamiento de Madrid, cuando pactó con el CDS de Rodríguez Sahagún para echar al alcalde Juan Barranco, del PSOE, que había sido el más votado. O cuando más recientemente pactó con el PSE en Euskadi para hacer lehendakari a Patxi López, en detrimento del candidato más votado, Juan José Ibarretxe.
La segunda, el presente. El PP sigue gobernando en un montón de administraciones sin ser el más votado: nada menos que en  160 municipios españoles donde el más votado fue otro partido que hoy está en la oposición sin que eso suponga problema alguno ni para el PP ni para Soraya Sáenz de Santamaría ni para el propio Mariano Rajoy.
La tercera, la Constitución. La democracia española es parlamentarista, no presidencialista, como recoge la carta magna que tanto cita el PP. El 20 de diciembre elegimos a los diputados y senadores, y es después el Congreso quien escoge al presidente, por medio de un protocolo que está muy detallado en el artículo 99 de la Constitución. El presidente del Gobierno debe lograr la mayoría en el Congreso, que es donde reside la soberanía popular.
Hay otros países donde el sistema electoral es distinto, como en Francia: con doble vuelta  y solo con dos candidatos al final. Hay argumentos para uno y otro modelo, pero lo que no vale es optar por uno u otro en función de los intereses cortoplacistas del PP, y menos aún pretender aplicar otro sistema sin reformar antes la Constitución. La ley es bastante clara, le guste al PP o no.

jueves, 10 de diciembre de 2015

Todos los días es el Día de los Derechos Humanos


Cada 10 de diciembre se celebra el Día de los Derechos Humanos para recordar que el respeto a los derechos básicos e inalienables de todas y cada una de las personas es el ideal común al que aspiran todas las naciones y pueblos del mundo.
El lema de este año, «Derechos Humanos, 365 días al año», subraya que cada fecha del calendario es un Día de los Derechos Humanos; que nos pertenecen a todos por igual, en todo momento.

El obispo de Mallorca se enfrenta a la expulsión de la Iglesia por tener relaciones con una mujer casada


El problema no es que lo haga. 
Quizás lo que hace es estupendo. Amar.
El problema es que lo haga mientras oficialmente 
dice que no hay que hacerlo.

Javier Salinas ha sido llamado al Vaticano 
a dar explicaciones durante cuatro días 
(mucho debe de ser lo que tiene que contar)
 tras las acusaciones de haber roto el celibato.

El cinismo de siempre, como siempre y de los de siempre.

Hace unas semanas era uno que recocía ser homosexual
y que pertenecía a la sociedad heredera 
de la que había mandado a mucha gente a la hoguera 
por hacer lo que él decía que no había que hacer, pero hacía.

En fin, que si tiene que haber hogueras, 
sería más lógico alimentarlas con quienes 
las inventaron para putear a quienes 
mantenían como eslogan "vive y deja vivir" 
mientras hacían lo mismo que aquellos a los que quemaban. 
¿No?

“La oposición terminará con una sobre representación de diputados para su votación. El chavismo se toma una cucharada de su propia medicina”.

Tres consideraciones ante los resultados electorales:

En Venezuela ayer, la mayoría de la gente, en mi opinión, no votó "democracia" y frases huecas que en Europa nos emocionan. Votaron poder comer, que se acaben las baldas vacías de los supermercados, y eso, solo se lo garantiza en estos momentos, con la oposición en el poder.

Cualquier traspaso de poder en un país así será lento y no exento de momentos de "nerviosismo" por ambas partes. Las ganas de revanchismo traerá sangre y lágrimas que serán derramadas por gente humilde.

A los gatos acorralados hay que dejarles una vía que les permita salir del encierro en que se imaginan. Evitar que algunos apuesten por "morir matando" o recuperar "la influencia perdida" solo se conseguira con dialogo y comerse muchos sapos.

¡Ojalá lo consigan!

miércoles, 9 de diciembre de 2015

Nueve no debaten si cuatro no quieren

Hace cinco días, Televisión Española anunció que su debate electoral a nueve se emitiría a las 23:45 de la noche
Hace 24 horas, la dirección de TVE lo retrasó media hora más, a las 00:15.
Hace ocho horas lo volvieron a adelantar, a las 23:55. 
Por una vez, Bertín Osborne no tendrá la prioridad en una televisión que se supone pública pero que ha privatizado a su servicio el Partido Popular.

Rajoy está "desnudo".


No confíes en Peter Pan

Unas fechas de vacaciones aprovechadas para la lectura y el relax. Lo cogí el sábado, tras terminar el cuarto libro de la saga "Milenium" y agarré este libro de Verdon. Ha sido una buena opción.

Establecido como detective privado, Hardwick pide ayuda a Gurney para la resolución de su primer caso: la apelación de la condena a cadena perpetua de Kay Spalter.

La infiel mujer fue acusada de matar a su marido, Carl Spalter, un próspero empresario que pensaba entrar en política. Le disparó a la cabeza durante el funeral de su propia madre. Pero el detective privado cree que todo es una farsa, una trampa. Y Gurney es el hombre indicado para desmontarla. 

Nada es lo que parece en el caso, y la víctima no era tan íntegra como parecía. Pronto se verán enfrentados a un fiscal implacable, a un policía corrupto que manipuló pruebas, a un jefe mafioso y a un misterioso asesino que mata por encargo: Peter Panikos, Peter Pan, un hombre menudo y diabólico, con un insaciable apetito por el asesinato, un tipo inquietante del que muy poca gente sabe nada. 

Y los que podrían saberlo, están sospechosamente muertos. Gurney descubrirá que nunca debe confiarse en Peter Pan.

martes, 8 de diciembre de 2015

Ellos sin ellas y Ella sin ellos.

El papa Francisco ha abierto hoy la Puerta Santa de la Basílica de San Pedro del Vaticano e inaugurado así el Jubileo Extraordinario de la Misericordia en una ceremonia donde las 300 o 400 personas más cercanas físicamente a él eran todas del mismo sexo que el suyo. en un día en el que se celebra también el embarazo de una mujer sin "necesidad" de varón.
¡Curiosidades de algunas religiones!

No olviden el pasado y sonrían, "que sí se puede".

La primera que "no olviden las tarjetas, que no olviden la Púnica, ni la Gürtel" ni el "Luis, sé fuerte" ni "la estafa de las preferentes, las colas en la sanidad, los recortes en educación, el 135, que no olviden la reforma laboral.

Y su segunda petición a los españoles ha sido que sonrían. 

"Que sonrían al 15M, a las plazas, a los vecinos que paraban en las plazas, a Ada Colau, a los autónomos, a los pequeños empresarios, a quienes se levantan a las seis de la mañana para trabajar, a quienes se levantan a las seis de la mañana pero no trabajan, a las madres que trabajan quince horas y a los abuelos que se parten la espalda porque no les llega la pensión". 
"Que sonrían, que sí se puede".

domingo, 6 de diciembre de 2015

Gracias 1978; Hola 2016.

tebeosfera.com/obras/publicaciones/
constitucion_la_forges_1978
Ahora que se conmemora el aniversario de nuestra Constitución conviene recordar que los límites a la continuidad del franquismo empezaron a trazarse en 1962, gracias a una clase trabajadora que empezó a estar organizada. La Transición y la Constitución del 78, tras la muerte en la cama del dictador, no fueron solo un acuerdo entre las élites de la dictadura y la oposición democrática clandestina, sino también el resultado del empuje de lo mejor de nuestro país. A pesar de sus límites, la Transición selló un acuerdo que permitió grandes avances y una promesa de expectativas de dignidad para las nuevas clases medias y los sectores populares. Pero esta etapa esta superada y necesitamos consensuar una nueva re-lectura de la carta magna.

No podemos permitir que la Constitución sea el patrimonio de los que la han convertido en papel mojado. Hoy vamos a reivindicar el espíritu constitucional que subordina la riqueza al interés general, empujando un nuevo acuerdo que plasme nuevas garantías constitucionales para la próxima década. 

El momento "re-constituyente" que estamos viviendo tiene un corazón antiguo. Gracias 1978; hola 2016.

Hablemos de la Constitución

En una entrevista a Philip Roth, publicada hace unos años por el diario argentino La Nación, el escritor estadounidense recordaba el cuento del carpintero que elaboraba sillas. Cierto día, al regresar a casa, este carpintero vio a través de las ventanas abiertas a algunos vecinos. Uno de ellos golpeaba con la silla a su esposa; siguió y, más adelante, descubrió a otro que troceaba una de las suyas sin más propósito que avivar el fuego de la chimenea y calentarse. Al carpintero le sorprendió que ninguno utilizara las sillas para lo que él las había construido: para sentarse.
Más o menos, algo parecido le ocurre a la Constitución española de 1978.
Cada cual la convoca según sus necesidades: como arma arrojadiza contra el rival político o como protección interesada si se tercia, cuando lo oportuno sería recordar para qué se redactó.
Ninguna Constitución es perfecta, todas merecen mejoras que el tiempo acaba
por señalar, pero al menos la del 78 cerró una larga historia de inestabilidad política. Los tres primeros cuartos del siglo XIX pasaron en España cargados de pronunciamientos militares y constituciones de quita y pon. La promulgada en 1876 sigue siendo, en cambio, la de más larga vigencia, pero el régimen de la Restauración se sostuvo con una democracia falseada por el caciquismo que nunca supo evolucionar hacia la democracia real. Tampoco la II República acertó a crear el ambiente adecuado para consolidarla. La guerra civil y el franquismo alargaron la espera y aplazaron la convivencia en libertad.
Sólo la Constitución del 78, cuyos creadores entendieron los riesgos y el contexto en el que actuaban –conviene subrayar este detalle ahora que hay tantos que condenan el consenso de entonces–, consiguió invertir esa tendencia histórica que acumulaba fracasos. Seguramente son bastantes quienes ignoran este tortuoso itinerario colectivo de casi dos siglos, que en buena parte reparó esta Constitución.

Y en eso estamos: en seguir utilizando la silla para todo menos para sentarse.

Siempre "No a la Guerra", pero ...


Lo cual no quiere decir que no haya que utilizar la violencia para impedir que el estado islámico siga obteniendo dinero de los negocios que hace con los hijos de Erdogán, presidente de Turquía, o que se impida por las buenas o por las malas que Arabia Saudí y otros estados totalitarios religiosos de la zona abonen económicamente a todas esas bandas violentas, etc ...