Google+

lunes, 29 de diciembre de 2014

Casablanca y la modernidad arquitectónica.

Cuando la llamada del muecín a la oración inunda la ciudad en un clamor místico, en el moderno club Cabestán el alcohol “corre por las venas” … así es Casablanca, una continua contradicción entre lo nuevo y lo viejo.

Cuando uno espera que empieza a comprender la psique de esta metrópolis de repente aparece un nuevo elemento que desbarata cualquier intento posible de teorización

Para descubrir la faceta más moderna de la ciudad nada como visitar los dos centros comerciales que se sitúan en la Corniche (bulevar que bordea el océano), el Anfa Place, diseñado por Norman Foster y el Morocco Mall, de impresionante arquitectura, que es el mayor centro comercial de África. Aquí, además de un acuario 360º, las marcas de lujo internacionales como Prada o Dior se dan cita en el que es el templo del lujo por excelencia de Casablanca.