Google+

domingo, 5 de enero de 2014

Mi carta a los reyes magos . No traerme nada, pero porfa, llevaros ...

Creo que hace muchos años que no os escribía, entre otras cosas porque lo de "reyes" me da "yu-yu" y además, siempre me habéis parecido unos torturadores. Sabéis que los niños llevan quince días de vacaciones. Y justo el último día, el previo a la vuelta al curro, a clase, les lleváis los regalos que les hubiese encantado tener para jugar los quince días previos. Masoquismo puro. En esto Olentzero y Noel os ganan por goleada. Pero bueno, cada uno es cada uno y pelillos a la mar.

En fin. Que os quede claro que no os voy a pedir que me regaléis nada. No. Solo quiero sugeriros que puesto que todos los contenedores que habéis traído para dejar aquí los juguetes os los lleváis de retorno vacíos, aprovechéis el viaje y os llevéis, porque aquí creo que sobran y en vuestros reinos en la nube sabréis reciclarlos adecuadamente, diez cosillas de nada. 

Por favor, Llevaros ...

... a todos los que quieren desmantelar los servicios públicos, a los que quieren convertir los derechos de todos en negocio para sus amigos.

... a los corruptos, políticos y no políticos, a los que reparten sobres y a quienes los cogen, y a quienes se cabrean porque a ellos no se los ofrecen.

... a los que se enriquecen fastidiando a los demás, por ejemplo con la construcción y venta de armas, con el comercio de mujeres, la prostitución, la venta y/o violación de niños, con la destrucción del medio ambiente, ...

... a las grandes inmobiliarias y a la banca que ha permitido esa cantidad ingente de desahucios y situaciones desgarradoras de miles de personas que han sido expulsadas de sus hogares sin piedad ni compasión alguna.

... a todos estos fariseos de pacotilla que se rasgan las vestiduras y se desgañitan en las manifestaciones antiabortistas y luego se la suda que haya niños muriéndose de hambre por el mundo o viviendo en situaciones de pobreza y miseria no tan lejos de sus viviendas. A todos los que son incapaces de respetar las opiniones de otros y quieren imponer a los demás las suyas.

... al rey, su familia y a toda la chusma que se cree que puede haber alguien que simplemente por ser hijo de quien es tenga derecho "divino" a ser Jefe de Estado con carácter vitalicio. Vosotros que también lleváis corona seguro que le entendéis y le hacéis un hueco al JuanCar y a toda su banda. ¡Pa vosotros!

... a los que se creen imprescindibles y se mantienen aferrados a sus cargos públicos décadas y décadas haciéndonos creer que ellos son nuestros mejores representantes públicos.

... a los miembros y simpatizantes de ETA que llaman a la puerta de la democracia sin ser capaces de arrepentirse de sus asesinatos ni de disolver definitivamente una organización que en esta democracia solo ha traído dolor y muerte.

... a los periodistas sensacionalistas que intentan que nos rasguemos las vestiduras por pequeñas chorradas, desvían nuestra atención de los temas importantes hacia pijadas del estilo prensa rosa o futbolera, y siguen defendiendo en su interior el que "la verdad no les estropee un buen titular".

... y ya puestos, si os lleváis el 21% de IVA a la cultura, el estancamiento de los salarios mínimos, de las pensiones y la posibilidad de que un millonario pague a Hacienda menos que yo, pues sería la hostia.

En fin, como veréis, nueve cosillas de nada. ¡Qué es esto para unos magos. ¡Ni os imagináis el favor que me haríais! A mí y a millones de personas que piensan como yo.

Un abrazo.