Google+

viernes, 26 de diciembre de 2014

A Casablanca


Es la capital económica y financiera de Marruecos, 
una urbe vibrante y llena de tesoros por descubrir. 

Una ciudad con una arquitectura fascinante 
auspiciada por el protectorado francés, 
lugares en otro tiempo frecuentados por personajes míticos 
o mercados donde encontrar lo imposible.

Pero sobre todo, Casablanca es la clave 
para entender la esencia y contradicciones 
del Marruecos moderno, 
el eterno binomio entre tradición y modernidad.

Allá voy.