Google+

sábado, 18 de abril de 2015

El mercado medieval de Sopelana y el del Circo (de Bildu)

Este fin de semana nos hemos despertado en el municipio con un montaje en torno al ayuntamiento que me ha hecho recordar viejos tiempos.

En Sopelana, durante dos legislaturas, del 99 al 2007, se celebro un Mercado Medieval que surgió fruto del trabajo entre ayuntamiento y algunas entidades ciudadanas. Un campeonato de tiro con arco fue el origen de la primera, el paso del Tour de Francia femenino, con Somarriba en su pelotón, fue el que marcó la fecha del segundo, y a partir del tercero, se quiso reforzar el carácter turístico del municipio, y se fijo el ecuador del verano para su celebración.

Desde el comienzo, el éxito de la respuesta ciudadana fue mal visto por parte de la oposición, y desde sectores radicales nacionalistas, se veía como una fiesta "ajena al pueblo" al ser sus mercaderes mayoritariamente de otras partes del Estado.

Cuando cambió el equipo de gobierno del PNV en el 2007, y empujados por la izquierda abertzale radical de la época, todo lo que "olía" a "logros del equipo anterior" fueron descartados y eliminados de la programación municipal, mercado medieval incluido.

Y ahora, con gobierno de Bildu, organizan algo que llaman "Mercado del Circo", aunque me consta que a más de un comerciante le han hablado de "mercado medieval" para traerlo, y como tal han venido vestidos, y como tal han adornado las calles. Todos los comerciantes, salvo dos excepciones son venidos de otras comunidades de España, Galicia y Castilla fundamentalmente. Algo que a mí me parece fenomenal, pero que ellos criticaban de manera furibunda desde la oposición. 

Han querido mezclar a la Asociación de Comerciantes en esta "copia mala", la cual dudo que vea esto como de interés para sus negocios, tal como resultaba el anterior. Y todo ello, curiosamente, un mes antes de las elecciones. Como si se estuviesen dando prisa para reciclarse ante la ciudadanía por un lado y para gastar los cuatro duros antes de perder el control del timón.

Incapaces, los unos y los otros de reconocer sus errores, caen en los mismos fallos, muchas veces falsos, que criticaban en la oposición y muestran su verdadero rostro desde su posición de poder. 

Sin duda, por si se nos había olvidado, un dato a recordar el día de las votaciones.

Las fotos han sido tomadas al mediodía de hoy sábado