Google+

miércoles, 3 de febrero de 2016

Un país inédito

Es inédito que el candidato del partido más votado, Mariano Rajoy, renuncie a la investidura. 
Es aún más increíble que, tras darse mus, anuncie que no dimite. 
Es la primera vez que tenemos al mismo tiempo un candidato a presidente nominado por el rey que no sabemos si llegará a La Moncloa y un ectoplasma en La Moncloa que tampoco se sabe si va o si viene, si se queda o regresa a Santa Pola. 
Y es bastante difícil de pronosticar qué pasará con una investidura donde uno de los escollos más difíciles de sortear para el candidato socialista está en su propio partido.