Google+

miércoles, 6 de abril de 2016

Los Papeles de Panamá y la situación de Siria revelan una de las grandes paradojas de nuestro tiempo:

* Vivimos en un mundo en el que el dinero tiene derecho de asilo, 
pero las personas no.