Google+
No es el momento para hacer de todo esto una guerra política más. Dejen de lado sus miserias partidistas y seamos útiles. Las banderas, ni alimentan ni curan virus.
del Estado de Alarma. Quédate en casa. Paciencia, solidaridad y optimismo.

lunes, 18 de noviembre de 2013

Anticorrupción vuelve a recordar al juez Castro que la Infanta Cristina es “supersimpática”

Foto y texto de rokambol.com
La Fiscalía Anticorrupción ha vuelto a insistir, por segunda vez, en la extraordinaria simpatía que caracteriza a la hija del Rey y en la enorme sencillez con la que trata a sus súbditos, incluso aunque ésta se halle menstruando o acabe de perder veintisiete mil euros al Black Jack. “Nunca la veréis azotando a un pordiosero”, ha asegurado el Fiscal del Estado.
Por su parte, el fiscal anticorrupción, Pedro Horrach, recordó además la posibilidad de que la Infanta se halle bajo el “síndrome de la esposa idiota”, una delicada afección que también sufre la ministra de Sanidad, Ana Mato, entre otras esposas de sinvergüenzas. No en vano, la Infanta afirmó hace pocas semanas que el dinero para comprar el palacete de Pedralbes lo encontró su esposo, Iñaki Urdangarín, debajo de unas piedras azules de su jardín. “Yo no me lo podía de creer”, aseguró la aristócrata.
Anticorrupción cree que el foco original de propagación del “síndrome de la esposa idiota” podría estar relacionado con el conocido “incidente del garaje”, en el que Ana Mato quedó terriblemente sorprendida al descubrir que el formidable automóvil Jaguar XJL 3000 que dormía habitualmente en el garaje de su vivienda no pertenecía al ratón Pérez sino a su propio marido.
Si el juez Castro sigue sin valorar la simpatía de la Infanta, su padre, el Rey, podría hacer valer una ley de 1747 que le autorizaría a cortar al magistrado ambas manos a la altura del cuello. El Fiscal Anticorrupción aconseja al juez Castro “que no sea tonto”.