El que no tiene dudas, el que está seguro de todo,
es lo más parecido a un imbecil. (J.M. Caballero)
son los días que faltan, según Sanchez, para que el 70% de la población quede vacunada y así lograr la inmunidad de grupo.
Ánimo y responsabilidad

desde que Cataluña tiene un Presidente en funciones.
¿Tan difícil es para ERC soltarse de la sombra de Junts e intentar un Gobierno progresista para el país?

domingo, 24 de abril de 2011

¿Aberri Eguna o Euskadi Eguna?

Hoy se celebras el Día de la Patria. Mejor dicho, parte del país lo celebra, otra parte hace lo posible para que se note que no lo celebra y a la mayoritaria tercera parte, se la suda literalmente. 

Entiendo, como ciudadano de aquí, que sería interesante, como existe en otros lugares, que tuviésemos los vascos y vascas un día especial para celebrar nuestra condición de comunidad, de pueblo o de navegantes en un mismo barco.

Y entiendo que tras varias décadas de democracia y de institucionalización de la fecha, algo se ha hecho mal desde los que durante tres décadas han conducido el timón de la nave, al poder comprobar hoy en día la escasa incidencia de la misma así como que resulta más como fecha de enfrentamiento que de unión y confraternización entre los que aquí vivimos y pagamos impuestos.


En mi opinión, una celebración que debe sumar a toda la ciudadanía, debería de ser una fiesta alejada tanto de sloganes falsos y petulantes como "Todo por la Patria" así como de canciones tan peligrosas o preocupantes como el "eusko gudariak", amenazante sin duda, para quien entienda su significado al pie de la letra porque no hace falta ni derramar, ni hacer derramar mas sangre por ella.

Además, creo que  una fiesta que aúne a la ciudadanía de todos los colores, ideologías, religiones y clubs deportivos del país tiene que estar diferenciada de religiones y creencias respetables, pero que siguen caminos diferentes y diferenciados y que un país laico tiene, sin duda, que tenerlo en cuenta.

Hoy en día, reconozcámoslo, guste a unos más que a otros lo que voy a decir, una fiesta que nació en unas condiciones concretas de una sociedad muy determinada, si quiere ser de todos, debe de adaptarse a los nuevos tiempos, dejar de ser una celebración asumida solo por una parte de la población y tiene que diferenciarse de celebraciones religiosas y/o partidistas.

Por todo ello, celebración sí. Y Mejor Euskadi Eguna que Aberri Eguna. Mejor en una fecha no relacionada con ninguna religión o entidad concreta. Mejor consensuada por todas las fuerzas democráticas. Mejor fiesta de unidad que de confrontación.