Google+
No es el momento para hacer de todo esto una guerra política más. Dejen de lado sus miserias partidistas y seamos útiles. Las banderas, ni alimentan ni curan virus.
del Estado de Alarma. Quédate en casa. Paciencia, solidaridad y optimismo.

lunes, 25 de octubre de 2010

Día de Euskadi

zabal-gaitezen
"Constituimos una comunidad de interdependencia sometidos al imperativo pragmático de entendernos y constituimos una comunidad moral donde a través de procesos dialógicos nos responsabilizamos de los demás". Hoy, en el Día de Euskadi, las palabras de Iñaki Unzueta, con las que estoy completamente de acuerdo, cobran su máximo sentido.

En estos tiempos que corren, el PNV debería reflexionar, dar el salto definitivo a un nacionalismo cívico que en un horizonte constitucional acepta la ambivalencia y la pluralidad, y acabar públicamente con los frentismos del 'Batu gaitezen', convirtiéndolos en mensajes transversales como el 'Zabal gaitezen'.


El pasado 2 de octubre, el dirigente del PNV Joseba Egibar publicaba en las páginas de EL CORREO un artículo -'Batu gaitezen'- cuya lectura causa perplejidad, desasosiego y preocupación. Al parecer, el texto constituye el manifiesto con las referencias políticas e ideológicas que el PNV presenta a los guipuzcoanos y a los sectores independentistas del partido. El burukide Egibar no se anda por las ramas y comienza su artículo con una consigna: 'Batu gaitezen (Unámonos)'. Es decir, dividamos la sociedad en dos partes y juntémonos los auténticos vascos frente a todos los demás. Excavemos una profunda fosa en el perímetro de la nación. 

La monopolización de los sentimientos de pertenencia lleva a una categorización de los ciudadanos entre auténticos e impuros excluidos del grupo nacional. El etiquetado tiene la función deslegitimadora de indicar que una persona no pertenece a la nación. La etiqueta 'español' significa que uno no pertenece al País Vasco, no lo ama y no se preocupa por su identidad y conservación. El no nacionalista es un impuro y constituye una amenaza para los valores y la identidad de la nación.

A mi entender, también el manifiesto 'Batu gaitezen' procede a una politización retrógrada del concepto de 'comunidad', en el sentido de una 'comunidad del pueblo' desvinculada del Estado de Derecho. 

Ante la clausura de 'Batu gaitezen', apertura: 'Zabal gaitezen'.