miércoles, 3 de febrero de 2021

Antonia, en el Arriaga

‘Antonia’ es una pieza escrita y dirigida por Javier Liñera e interpretada por Aitor Pérez Collado y Begoña Martín Treviño. La obra nace por las ganas de saber por qué recordar, para qué, cómo y qué: “Sin recordar, sin que la memoria esté presente, qué sentido tiene hacer, estar. El relato es eso que nos contamos, es la memoria, son nuestros muertos”, explican desde la propuesta.

La historia presenta a un escritor que ha sido diagnosticado con una enfermedad rara que le dejará sin recuerdos. Su doctora le invita a realizar diferentes ejercicios para frenar la enfermedad, pero el escritor se niega a ver cómo se van deterionando tanto su escritura como sus recuerdos. Su pasado, sin embargo, le llevará a escuchar las voces de Antonia, su abuela, y de Álvaro, el hermano de su abuela. La obra realiza así un viaje entre recuerdos, entre pasado y presente, entre realidad y ficción. Y lo hace de la mano de personajes que no aparecen en los libros de historia: una mujer, un gay y artistas. De esta manera, se empoderan sus voces y su visión del mundo. “La obra es la búsqueda de su relato y del nuestro propio”, afirman los creadores.

Y es que el montaje parte de materiales reales que se van ficcionando para potenciar la historia y el mensaje. Antonia se basa en Antonia Olmedo Ramos, quien fue activista sindical en la República; y su hermano, Álvaro, está inspirado en Álvaro Retana, un escritor de la República que era gay, además de en Santiago Olmedo Ramos, el tío de Antonia, que en la función es su hermano. “Enfocamos los recuerdos que tiene una persona, como si fuera una alegoría de lo que podría ser la memoria histórica. Gracias a esta alegoría buscamos que la memoria sea vista como una herramienta de identidad personal y también de la propia comunidad. Lo que nos contamos, lo que nos cuentan, son los relatos que nos conforman como seres y también como pueblo. Son los relatos fundacionales los que hacen que sepamos de dónde venimos y quiénes somos. Y también son el punto de partida, el anclaje para saber hacia dónde ir”.

Después de su estreno hoy, el espectáculo llegará a Sopelana el viernes 5 de febrero.