El que no tiene dudas, el que está seguro de todo,
es lo más parecido a un imbecil. (J.M. Caballero)
son los días que faltan, según Sanchez, para que el 70% de la población quede vacunada y así lograr la inmunidad de grupo.
Ánimo y responsabilidad

desde que Cataluña tiene un Presidente en funciones.
¿Tan difícil es para ERC soltarse de la sombra de Junts e intentar un Gobierno progresista para el país?

viernes, 7 de mayo de 2021

7 claves que ayudan a entender la evolución de la pandemia en Euskadi :

 1 Los cierres municipales, en entredicho :

Queman a la ciudadanía y resultan claramente ineficaces. Los cierres municipales, el sistema por el que ha apostado el Gobierno vasco para detener al virus, resultan eficaces cuando se trata de localidades dispersas o concretas. Cuando hay un flujo constante de población, como en el Gran Bilbao, esta medida reduce su efectividad. Además, en Euskadi son confinamientos parciales, ya que se permite el desplazamiento a localidades colindantes para hacer compras o deporte.

2 Límites más altos para entrar en zona roja :

A diferencia de otras comunidades, Euskadi no sigue los criterios del Ministerio de Sanidad para decretar que un municipio se encuentra en máximo riesgo de contagio. El umbral vasco está fijado en 400 casos de incidencia, mientras que la cota del Gobierno central es de 250. Según los expertos, se espera demasiado a aplicar las medidas de contención y, de ese modo, se constata una evidente falta de anticipación.


3 Carencias en el rastreo de los contactos :


Euskadi cuenta con una de las tasas de trazabilidad más bajas. De más de la mitad de los contagios se desconoce su origen, mientras que en comunidades como Navarra o Galicia se identifica en el 70% de los casos. A la red de rastreo se le escapan muchos contactos estrechos que solo acuden a hacerse la prueba cuando sufren síntomas y que mientras tanto han tenido capacidad para transmitir la enfermedad.


4 Lento ritmo de arranque en la vacunación :

Aunque el ritmo se ha acelerado en las últimas semanas, Euskadi se mantiene a la cola en vacunación. Los expertos insisten en la necesidad de priorizar primeras dosis a la población para lograr inmunizar al mayor número de personas posible, ya que con el primer pinchazo se logra ya un alto grado de inmunidad. La reserva estratégica de la que hace gala el Gobierno vasco sigue estando en el punto de mira.


5 Festejos previstos poco programados :


Euskadi pudo ser más estricto en Semana Santa y no lo fue.
La excesiva laxitud y la falta de previsión evidente ante las aglomeraciones por la primera final de Copa son circunstancias que contribuyen al repunte de casos.
Lo que se evitó en la segunda se podía haber previsto en la primera, y no se quiso/pudo evitar. Sin olvidarse de los encuentros en casas para ver el partido, tanto en la primera como en la segunda final. Situaciones en las que parte de la ciudadanía se relajó y no siguió las medidas.


6 El avance de las nuevas variantes :


La cepa inglesa ha sustituido al virus original en prácticamente todo el país. No se trata de una circunstancia que haya golpeado solo a Euskadi. Sin embargo, bajo la lupa está la sudafricana, con una alta prevalencia en Gipuzkoa, la provincia en peor situación. En concreto, en la zona del Bidasoa. Se desconoce si el ‘efecto frontera’ ha originado los casos o si un arrantzale de la zona pudo contagiarse en alguna travesía.


7 Carencias en el rastreo de los contactos :


Euskadi cuenta con una de las tasas de trazabilidad más bajas. De más de la mitad de los contagios se desconoce su origen, mientras que en comunidades como Navarra o Galicia se identifica en el 70% de los casos. A la red de rastreo se le escapan muchos contactos estrechos que solo acuden a hacerse la prueba cuando sufren síntomas y que mientras tanto han tenido capacidad para transmitir la enfermedad.